martes, 19 de marzo de 2013

dormir en bragas!


De un tiempo a esta parte, estoy notando algo que me incomoda para dormir.
MIS MUSLOS!
este pequeño descubrimiento que resuelve la incógnita a mis movimientos raros y espasticos en la cama, así como a mi falta de sueño hace que esté enfadada nuevamente con mi cuerpo.
q a veces, me recuerda de una forma desagradable que mis curvas están ahí.

No he querido subir video sobre este tema, aprovechando así para actualizar el blog que lo tengo abandonado y porque ya hice en su dia una mención al tópico "muslos escocios..."




Dicho esto paso a comentar cual es mi afección y lo que me roba el sueño por las noches.

No soy mujer de pijamas conjuntados ni de prendas de película para mi relación con la cama.
Normalmente acabo entre las sábanas perdida con un pantalón de pijama que se me arruga hacia arriba al dormir, creando un incómodo “burruguño” que me tira, o que me provoca frío al dejarme media pierna descubierta.
La camiseta, típica de promoción descolorida en algún lavado fallido, decide enrollarme el cuerpo hasta casi ahogarme…  en algunas ocasiones me he visto despertándome por la angustia de sentirme sin oxígeno.
Muchas veces en mitad de la noche, en un arrebato de verdadero enfado,  me desprendo de mis pantalones y duermo en bragas intentando que nada ni nadie me haga volver del mundo onírico.
Y lo que vengo a contar, es que desde hace un par de meses, duermo sin pijama. (Aquí que cada uno saque sus propias conclusiones)
Y en lo bucólico del asunto a la par que erótico de dormir desnuda yo me encuentro con que mis muslos deciden rozarse y PEGARSE!
Si, algo así como si me metiese en la cama con superglue en el interior de las piernas.
Durante la noche de pronto me encuentro inmovilizada por mi propio cuerpo que ha querido adherir un muslo a otro como si no hubiese mañana. Intento no pensarlo, concentrarme en dormir pero quiero cambiar de posición y un velcro inexistente hace una fuerza inexplicable manteniendo mis piernas unidas.
¿Qué locura es esta?  Y lo peor como disimular este problema de “pegajosidad” durmiendo acompañada?
Intentas mover las piernas hacia los lados muy lentamente y sin formar un temblor en toda la cama pero no hay manera, no era pegamento era loctite!
Levantas un poco la pierna de arriba y nada,  metes las manos para ver si se despega.. y comienzas a sudar, te sobra el edredón, te sobra hasta quién está durmiendo contigo
TE QUIERES ESPATARRAR!  SER LIBRE… que te entre el aire por todas partes!
Te estas poniendo histérica… y todo por no armar la marimorena y despertar a toda la casa!
Y entonces haces un movimiento totalmente involuntario a la par que agresivo y ZAS despegas las piernas!
No botas de alegría y gritas de emoción por respeto! Te tocas los muslos, están húmedos, sudados y LIBRES!
Pero claro… tienes que volver a coger una posición “recatada” y vuelves a juntarlos girando hacia el otro lado.
Y todos sabemos que ocurre 5 minutos después.
Otra vez el velcro y otra vez la angustia.
Y así, al final suena el despertador…..
BUENOS DIAS!

¿y tu que tal duermes? ¿te pasan estas cosas?

3 comentarios:

  1. En cuanto a lo de los pantalones cortos, tengo varios de Kiabi ^^
    Y lo de dormir y que se peguen los muslos, si que me ha pasado :P

    ResponderEliminar
  2. Por cierto, están chulisimos tus pantalones tuneados

    ResponderEliminar
  3. Claaaro que me pasa, yo tampoco uso pijama y bueno, mis gatos salen volando cada vez que despego los muslos.
    Para solucionarlo en invierno tengo varios métodos:
    - uno poner la pierna encima de con quien duermo
    - otro es despegar y sin girar mover ligeramente las piernas para que se peguen por otro lado mientras me duermo.
    - y un tercero es ponerme boca arriba con las piernas ligeramente abiertas para que ventile.
    Pero la que más me gusta es en verano que la sabana duerme entre mis piernas :P.

    ResponderEliminar